Mes: marzo 2018

BOSQUEJO DOMINGO DE RESURRECCIÓN: LA GLORIA DESPUÉS DE LA CRUZ

Posted on Actualizado enn

TEMA: LA GLORIA DESPUES DE LA CRUZ

TEXTO: 1 PEDRO 1:10-11

INTRODUCCION

Esta semana ha sido un tiempo para meditar en los sufrimientos de nuestro Señor Jesucristo hasta llegar al sufrimiento supremo de la cruz:

  1. Sufrió los azotes (Mateo 27:26)

 

  1. Sufrió el ser humillado por los soldados romanos (Mateo27:27-28)

 

  1. Sufrió la corona de espinas y el ser escupido por los soldados (Mateo 27:29-30)

 

  1. Sufrió la burla del pueblo y los religiosos estando en la cruz (Mateo 27:38-44)

 

  1. Sufrió la sed y la agonía de una muerte lenta y cruel desangrándose poco a poco clavado durante seis horas en la cruz (Marcos 15:25 y 34-37)

Sin duda alguna los sufrimientos de nuestro Señor Jesucristo fueron grandes, inimaginables, pero también como lo decía el versículo que leímos para comenzar; sus glorias después de los sufrimientos fueron aún más grandes.

Meditemos en este día en esas glorias que han venido y que aun vendrán después de los sufrimientos de nuestro Señor Jesucristo

  1. LA GLORIA DE LA RESURRECCION (MATEO 24:1-6)

 

  • La resurrección de Cristo y su tumba vacía es el glorioso mensaje de Dios para cada uno de nosotros diciéndonos que el es la vida, y que ni satanás, ni la muerte, ni la tumba pueden contra el (Hechos 2:22-24)

 

  • La gloria de la resurrección significa que, así como Cristo volvió a vivir para ya nunca más volver a morir, también nosotros con por medio de Cristo resucitaremos para nunca más volver a morir (Romanos 6:8-9)

 

  • La gloria de la resurrección es que la muerte que entro en el mundo por medio de Adán en el huerto de Edén fue vencida por Cristo resucitando de entre los muertos, para que, así como la muerte paso a todos los hombres por medio de Adán, también la resurrección de la muerte este disponible para todos los hombres por medio de Jesucristo (1 Corintios 15:21-22)

 

  • Ahora por la gloria de la resurrección de Cristo todos aquellos que mueren en Cristo resucitaran para vivir para siempre.

 

  1. LA GLORIA DE LA ASCENSIÓN (HECHOS 1:9-11)

 

  • Nuestro Señor Jesucristo después de haber resucitado fue llevado al cielo de donde había venido a este mundo.

 

  • Nuestro Señor Jesucristo mismo dejo claro con sus propias palabras a donde estaría después de resucitar, que, aunque lo azotaran, lo humillaran, y lo crucificaran, resucitaría y volvería a tomar su lugar en los cielos (Mateo 26:63-64)

 

  • Nuestro Señor Jesucristo también declaro que después de acabar la obra que le había sido encomendada, seria glorificado junto al Padre Celestial (Juan 17:4-5)

 

  • LA GLORIA VENIDERA: SU SEGUNDA VENIDA (APOCALIPSIS 1:6-8)

 

  • Al final de la tribulación Cristo vendrá otra vez y entonces todo ojo lo vera y lo reconocerá como Rey de Reyes, ya no vendrá en un burrito sino en un caballo blanco (Apocalipsis 19:11-16)

 

  • Todos aquellos que un día lo humillaron, todos aquellos que un día lo menospreciaron, todos los que lo crucificaron doblarán sus rodillas delante de él y reconocerán que él es el Señor (Filipenses 2.9-11)

 

  • Pero antes que Cristo venga por segunda vez y todo ojo lo vea, nuestro Señor Jesucristo primeramente viene por su iglesia en el rapto (1 Tesalonicenses 4:15-17)

 

  • El viene por su iglesia, ¿estás preparado? Nuestro Señor Jesucristo nos hace un llamado a cada uno de nosotros (Marcos 13:31-37) ¡VELAD!

 

 

 

 

Anuncios

LO QUE JESÚS DEJO VACÍO

Posted on Actualizado enn

TEMA: LO QUE JESÚS DEJÓ VACÍO

TEXTO: EFESIOS 4:10

INTRODUCCION

Los textos que hemos leído nos dicen que nuestro Señor Jesucristo subió por encima de todos los cielos para llenarlo todo, es decir que su presencia lo llena todo en este mundo y a todos los que en el habitamos.

Pero este domingo de resurrección vamos a reflexionar por medio de la palabra de Dios en aquellas cosas que nuestro Señor Jesucristo dejo vacías y cual es el mensaje que nos dan a cada uno de nosotros.

I) JESÚS DEJO VACIÓ EL PESEBRE (LUCAS 2:7)

  • Nuestro Señor Jesucristo, el hijo de Dios hecho hombre vino a este mundo y cuando nació no fue puesto en una lujosa y cómoda cuna sino en un pesebre, es decir, en un recipiente de madera donde se les daba de comer a los animales domésticos, porque no había lugar para su familia en el mesón.

 

  • Pero aquel pesebre de Belén quedo vacío porque nuestro Dios esta buscando hombres y mujeres que quieran recibir a su hijo Jesucristo como Señor y salvador de sus vidas y poder hacerlos sus hijos (Juan 1:12)

 

  • Y todos aquellos que reciban por la fe a Jesús como Señor y salvador de sus vidas recibirán perdón de sus pecados y la vida eterna como herencia (Hechos 26:15-18)

 

II) JESÚS DEJO VACÍA LA CRUZ (LUCAS 23:50-53)

  • Cuando Jesús murió en la cruz, José de Arimatea fue donde Pilato para pedir que le entregaran el cuerpo del Señor, lo quito de la cruz (vs 53) y lo llevo a un sepulcro abierto que nadie había usado antes.

 

  • Es decir que la cruz de nuestro Señor Jesucristo, esa cruz que el mismo tuvo que cargar a pesar de su dolor, (Juan 19:16-17) quedo vacía, como un recordatorio de sus palabras que fueron dichas para cada uno de nosotros (Lucas 9:23)

 

  • La cruz de Cristo quedo vacía para que cada uno de nosotros podamos tomarla cada día y podamos clavar en ella nuestra voluntad, nuestra soberbia, nuestro ego, nuestros planes y proyectos, para que cada uno de nosotros podamos decir como también lo decía el apóstol Pablo: Con Cristo estoy juntamente crucificado (Gálatas 2:20)

 

  • Si alguien es de Cristo tiene que recordar que la cruz del Señor está vacía para que nosotros podamos crucificar en ella nuestras pasiones y deseos (Gálatas 5:24)

 

III) JESÚS DEJÓ VACÍA LA TUMBA (MATEO 28:1 y 5-6)

 

  • Las mujeres vinieron a la tumba de Jesús para poner especias aromáticas en su cuerpo, pero se llevaron una gran sorpresa, la tumba estaba vacía, ¡porque él había resucitado!

 

  • En el mundo hay muchas tumbas famosas por los restos mortales de las personas que ahí están enterrados:

 

  1. En la ciudad de Medina en Arabia Saudita esta ubicada la Mezquita del profeta, es decir la tumba donde están los restos del profeta Mahoma.

 

  1. En la ciudad de Kushinagar en la India está el sepulcro donde están los restos de Buda.

 

  • Pero la tumba de nuestro Señor Jesucristo quedo vacía después de tres días porque el ¡RESUCITO!

 

  • Esa tumba vacía nos debe recordar cada día:

 

  • Que nuestro Señor Jesucristo esta vivo (Lucas 24:4-5)

 

  • Que nuestro Señor Jesucristo ha vencido (1 Corintios 15:55)

 

  • Que un día nosotros también resucitaremos (1 Corintios 15:51-53)

 

ESTE DIA CRISTO TE LLAMA, RECIBELO EN TU CORAZÓN, PUES SIN CRISTO TAMBIEN TU VIDA ESTA VACÍA.

 

BOSQUEJO CORTO DE SEMANA SANTA: EL CAMINO HACIA LA CRUZ

Posted on Actualizado enn

TEMA: EL CAMINO HACIA LA CRUZ

TEXTO: GALATAS 2:20

INTRODUCCION

Muchos de nosotros conocemos de memoria este precioso versículo, pero es muy importante que comprendamos que nuestro Señor Jesucristo antes de llegar al calvario tuvo que pasar primeramente por el huerto de Getsemaní, es decir que el camino hacia la cruz pasa primero por Getsemaní. Pero ¿Qué significa pasar por Getsemaní?

  1. SIGNIFICA RENDIR NUESTRA VOLUNTAD A LA DE DIOS (MATEO 26:36-39)

 

  • No podemos estar juntamente crucificados con Cristo si nosotros no estamos dispuestos a rendir nuestra voluntad a la del Padre Celestial, así como lo hizo nuestro Señor Jesucristo.

 

  • Para poder decir con Cristo estoy juntamente crucificado y ya no vivo yo, primeramente, tuvimos que haber dicho: Que no sea como yo quiero, sino como tú.

 

  1. SIGNIFICA RENDIR NUESTRA CARNE AL PODER DEL ESPIRITU (MATEO 26:40-41)

 

  • Así como lo dijo nuestro Señor Jesús: El espíritu esta dispuesto, pero la carne es débil. Es decir que la carne no quiere estar crucificada con Cristo, la carne quiere placeres, la carne quiere comodidad, la carne quiere devolver mal por mal, la carne quiere devolver ofensa por ofensa, pero el espíritu con la presencia de Dios quiere pasar por alto la ofensa, quiere perdonar, quiere bendecir al ofensor.

 

  • Si verdaderamente queremos estar crucificados con Cristo debemos rendir nuestra carne, al poder del Espíritu Santo de Dios en nuestra vida.

 

  • SIGNIFICA ENFRENTAR LA TRAICION Y EL ABANDONO (MATEO 26:47-50)

 

  • Si verdaderamente queremos estar juntamente crucificados con Cristo tenemos que enfrentar tarde o temprano la traición, pues muchas de las personas que han dicho ser nuestros amigos, muchas de las personas que son parte de nuestra familia, cuando sepan que ahora somos cristianos nos darán la espalda, cambiaran de actitud para con nosotros.

 

  • Posiblemente muchas personas nos darán la espalda, nos abandonarán por causa de Cristo así como nuestro Señor experimento el abandono de sus discípulos (vs 56) Pero todo eso vale la pena si al igual que el apóstol Pablo podemos decir: CON CRISTO ESTOY JUNTAMENTE CRUCIFICADO.

LA GRAN PREGUNTA DEL DOMINGO DE RAMOS

Posted on Actualizado enn

TEMA: LA GRAN PREGUNTA DEL DOMINGO DE RAMOS

TEXTO: MATEO 21:6-10

INTRODUCCION

Hoy celebramos el inicio de la semana santa, recordando la entrada triunfal de Cristo en Jerusalén.

Venia como estaba profetizado por el profeta Zacarias en un pollino de asna, y todas las personas lo aclamaban diciendo Hosanna, lo cual significa “Salva ahora”

Las personas lo recibieron como un rey, poniendo sus mantos por donde el pasaría, y levantando las palmas, tal como se recibía a un rey cuando regresaba victorioso de una batalla.

Es por eso por lo que la pregunta que toda la ciudad se hizo cuando Jesús entro es impactante: ¿QUIÉN ES ESTE?

Es impactante porque las personas lo aclamaban, las personas lo seguían, las personas lo recibieron como un rey, pero verdaderamente no sabían quien era él.

Hoy en día pasa exactamente lo mismo, millones de personas en el mundo celebraran la semana santa, participaran en las celebraciones religiosas, cargaran en sus hombros la imagen de Jesús, participaran en los cultos especiales de la semana santa, pero al igual que los judíos de Jerusalén no saben verdaderamente quien es Jesús.

Esta es una pregunta que es importante responder, cada uno de nosotros tenemos que tener bien claro en nuestra vida quien es Jesús.

  1. ¿QUIEN ES ESTE? ES EL SALVADOR DEL MUNDO (HECHOS 4:12)

 

  • Muchas personas hablan sobre Jesús y afirman que él es uno de los grandes maestros de la historia, que es uno de los grandes profetas, pero, aunque verdaderamente él es maestro y verdaderamente el es profeta, pero mas que todo eso él es el único Salvador de este mundo.

 

  • La palabra de Dios es clara: ¡En ningún otro hay salvación! En el mundo podrá haber muchas religiones, las personas podrán tener muchos dioses, podrán haber existido muchos profetas, pero tenemos que tener claro que SOLAMENTE HAY UN SALVADOR: Nuestro Señor Jesucristo.

 

  • Alguien podría tener mucho conocimiento, podría tener mucho dinero, podría tener muchas posesiones, pero si no tiene a Jesús como salvador no tiene nada (Marcos 8:36)

 

  • Jesús es EL SALVADOR, no es uno de los salvadores, es el UNICO.
  1. ¿QUIEN ES ESTE? LA UNICA PUERTA HACIA LA VIDA ETERNA (JUAN 10:9)

 

  • Cuantas personas en el mundo quieren ser salvas, pero están tocando a las puertas equivocadas, a las puertas que no llevan a la salvación sino a la condenación.

 

  • Millones de personas quieren entrar al cielo por medio de la puerta llamada religión, pero en esa puerta lo único que encuentran es una pesada carga de requisitos por cumplir (Lucas 11:46)

 

  • Millones de personas quieren entrar a la vida eterna por medio de la puerta llamada conocimiento, pero ese conocimiento lo único que ha hecho es envanecerlos, pero no ha podido salvarlos (1 Corintios 8:1) Son personas que tienen muchas letras, han leído mucho, conocen mucho, saben mucho, pero la letra les ha matado su fe (2 Corintios 3:6)

 

  • Pero la palabra de Dios es clara: La única puerta para la salvación es nuestro Señor Jesucristo.

 

  • ¿QUIEN ES ESTE? EL UNICO CAMINO HACIA DIOS (JUAN 14:6)

 

  • Cuantas personas en el mundo piensan que ellos pueden decidir como llegar a Dios, piensan que ellos tienen el camino correcto para llegar al cielo.

 

  • Dicen: Yo soy bueno, yo no le hago daño a nadie, yo hago cosas buenas, no soy tan malo como otros, pero la palabra de Dios nos dice dos cosas muy importantes:

 

  1. Cada uno proclama su propia bondad, pero seremos tan buenos como para llegar al cielo (Proverbios 20:6 / Isaías 64:6)

 

  1. A los hombres les puede parecer que su camino es derecho, que su camino es bueno, pero su final es de muerte (Proverbios 14:12)

 

  1. ¿QUIEN ES ESTE? EL CORDERO DE DIOS (JUAN 1:29)

 

  • El cordero de Dios que entrego su sangre para rescatarnos de la condenación y darnos salvación y vida eterna (1 Pedro 1:18-19)

 

  • El cordero que fue inmolado por nuestros pecados pero que hoy está a la diestra del padre, y aunque fue menospreciado y humillado ahora tiene toda la gloria y todo el poder, ¡ALELUYA! (Apocalipsis 5:11-13)

NUEVO BOSQUEJO DOMINGO DE RAMOS: ¿EL CRISTO DEL BURRITO O EL CRISTO DE LA CRUZ?

Posted on Actualizado enn

TEMA: EL CRISTO DEL BURRITO O EL CRISTO DE LA CRUZ

TEXTO: LUCAS 19:35-44

INTRODUCCION

Este domingo celebramos la entrada triunfal de nuestro Señor Jesucristo en Jerusalén para enfrentar sus últimos días antes de ser crucificado en el monte de llamado de la calavera.

Como podemos ver en los textos que hemos leído la entrada de Jesús fue motivo de mucho alboroto en la ciudad, la cual seguramente estaba llena de personas que venían a Jerusalén para celebrar la pascua, Jesús fue recibido con alegría, las personas lo recibieron tal como se recibía a un rey, poniendo sus mantos en el camino para que Jesús en el burrito pasara sobre ellos, el pueblo tenia palmas en sus manos y gritaban Hosanna, bendito el que viene en el nombre del Señor.

Pero tenemos que comprender que nuestro Señor Jesucristo no se sintió alegre ni eufórico con ese recibimiento, sino al contrario, en el texto se nos muestra que Jesús lloro al ver la ciudad de Jerusalén (Vs 41-42)

¿Por qué lloro Jesús? El lloró porque las personas de la ciudad no conocían lo que verdaderamente era para su paz.

Jesús lloro porque para los judíos EL CRISTO DEL BURRITO era su libertador, era el que venia en el nombre de Dios a librarlos de la opresión de los romanos, veían en el cristo del burrito a un rey que podía salvarlos de los romanos y que podía cambiar su mundo exterior.

APLICACIÓN ACTUAL: Millones de personas en el mundo al igual que los judíos de aquella época quieren al Cristo del burrito, al  Cristo que puede liberarlos de las deudas, al Cristo que puede sanarlos de sus enfermedades, al Cristo que puede arreglar sus matrimonios, al Cristo que viene a pelear por las injusticias que están sufriendo.

Muchas personas quieren solamente a ese Cristo del que se habla en semana santa, al que se le ora en semana santa para que bendiga sus negocios, para que los mantenga sanos, para que los libre de la delincuencia, ese Cristo del burrito del que nos acordamos el domingo de ramos y nos olvidamos después del domingo de resurrección.

Pero nuestro Señor Jesucristo dejo bien claro que su reino no era de este mundo, él no venía para ser Rey en este mundo (Juan 18:36)

EL MOTIVO DE LAS LAGRIMAS DE JESÚS SIGUE ESTANDO PRESENTE EN LA ACTUALIDAD: Las personas siguen sin conocer lo que verdaderamente es para su paz, las personas siguen pensando que lo que necesitan para estar en paz es solo tener dinero, tener trabajo, tener una casa, tener un vehículo, y no reconocen que la verdadera paz solamente viene por medio de la salvación de Cristo Jesús (Juan 14:27)

Podemos ver un cuadro totalmente diferente al de la entrada triunfal pocos días después en el Gólgota, ya no había grandes multitudes, EL CRISTO DE LA CRUZ fue menospreciado por los que antes lo aclamaban como rey, fue abandonado por sus propios amigos (Juan 19:25-26) El texto nos dice que junto a la cruz solamente había cinco personas, ya no habían multitudes aclamándolo.

Nuestro Señor Jesucristo paso con sus brazos extendidos todo el día en la cruz, en la cruz Dios mismo era quien estaba extendiendo sus manos hacia su pueblo, para perdonarlos, para salvarlos, para darles un corazón nuevo y vida nueva, y para darles verdadera paz, si lo recibían como rey en sus corazones. Pero el pueblo era rebelde y contradictor (Romanos 10:21)

El pueblo quería recibir lo que ellos pedían, no querían recibir lo que Dios quería darles por medio de Jesucristo.

APLICACIÓN ACTUAL: Nuestro Señor Jesucristo sigue estando con sus manos extendidas hacia nosotros los pecadores, el sigue con sus brazos extendidos para perdonarnos y darnos vida eterna, pero lastimosamente millones de personas en el mundo solamente quieren al Cristo que hace milagros, al Cristo que sana enfermedades, al Cristo que hace maravillas, pero no quieren aceptar a Cristo como el Rey y Señor de sus vidas para ser salvos.

  • Todos quieren orar para pedir un trabajo, pero no quieren orar para aceptar a Jesús como salvador

 

  • Todos quieren orar para recibir sanidad, pero no quieren orar para recibir la salvación.

 

  • Todos quieren orar para no ir a la cárcel, pero no quieren orar para recibir la vida eterna para no ir al infierno.

 

  • Todos quieren orar para que Dios restaure sus matrimonios, pero no quieren orar aceptando a Cristo para que el restaure sus vidas.

 

  • Todos están de acuerdo en orar por la paz de su país, pero no están de acuerdo cuando se les invita a orar para recibir a Cristo que traerá paz en sus corazones.

CRISTO EN EL BURRITO: Nos recuerda que el no vino para ser rey de este mundo.

CRISTO EN LA CRUZ: Nos recuerda que el vino para ser el rey en nuestros corazones

CRISTO EN EL BURRITO: Nos recuerda que un día el regresara como Rey de Reyes y Señor de Señores (Apocalipsis 19:11-16)

CRISTO EN LA CRUZ: Nos recuerda que el sigue estando con los brazos abiertos esperando a todos los pecadores arrepentidos para darles salvación y vida eterna (Juan 6:37)

 

LA SEMANA SANTA, UN TIEMPO PARA REFLEXIONAR

Posted on Actualizado enn

TEMA: LA SEMANA SANTA, UN TIEMPO PARA REFLEXIONAR

TEXTO: SALMO 4:4

INTRODUCCION

Estamos a punto de comenzar la semana santa, algunos le llaman la “tan esperada” semana santa, pero ¿porque es tan esperada la semana santa? Para la gran mayoría de personas es porque esta época significa vacaciones, playa, diversión, descanso, paseos, etc. Esto es lo que la mayoría de las personas tienen en su mente en esta época.

Pero para nosotros los cristianos más que una época de vacación, la semana santa es una época para reflexionar, para meditar, entendiendo primeramente lo que significan estas palabras: es el proceso que permite pensar detenidamente en algo con la finalidad de sacar conclusiones y tomar decisiones.

La semana santa por su significado es una época en la cual tenemos que tomarnos el tiempo de meditar en lo que significa para nuestra vida la obra redentora de nuestro Señor Jesucristo en la cruz del calvario, es una época para enseñar a nuestros hijos el maravilloso mensaje de salvación que nos da la muerte y resurrección de Cristo.

Posiblemente muchas personas al escuchar que la semana santa es una época para reflexionar se preguntaran ¿sobre qué cosas tengo que meditar? Veamos en la palabra de Dios sobre que cosas tenemos que meditar en esta semana:

  1. TENEMOS QUE MEDITAR EN EL AMOR DE DIOS MANIFESTADO HACIA NOSOTROS (JUAN 3:16)

 

  • Tenemos que meditar en el gran amor del Padre celestial que nos ha amado de tal manera que entrego a su hijo unigénito para que nosotros los pecadores que estábamos muertos en delitos y pecados pudiésemos recibir la vida eterna.

 

  • Tenemos que meditar en el amor incondicional de nuestro Dios que supera todo el amor que cualquier ser humano pudiera tener (Romanos 5:7-8)

 

  • Quizás alguien estaría dispuesto a dar su vida por otro, pero seguramente lo haría por alguien que “valga la pena morir” por alguien que “valga la pena salvar” tal vez alguien estaría dispuesto a morir por un hijo, o por un amigo, pero nuestro Dios entrego a su hijo para que muriera por sus enemigos, por los que lo aborrecen, esto es amor incondicional.

 

  • Esta reflexión nos tiene que llevar a preguntarnos a nosotros mismos, motivado por el amor del Padre celestial que entrego a su hijo unigénito por amor a nosotros siendo pecadores, ¿Qué estamos dispuestos nosotros a entregar de nuestra vida en respuesta a este amor?
  1. TENEMOS QUE MEDITAR EN EL SACRIFICIO QUE CRISTO SUFRIO POR NOSOTROS (FILIPENSES 2:5-8)

 

  • El precioso sacrificio de nuestro Señor Jesucristo hecho no solo en la cruz, sino también manifestado en su sufrimiento previo a la crucifixión nos debe motivar a seguir su ejemplo, tal como lo dice el texto que hemos leído que tengamos el mismo sentir que hubo en Cristo.

 

  • Tenemos que reflexionar en las tres grandes lecciones que el sacrificio de Cristo nos da a nuestra vida:

 

  1. Humildad: Siendo Dios se despojo a si mismo de su gloria y majestad y se hizo hombre y habito entre nosotros y sufrió por nosotros.

 

  1. Obediencia: Nuestro Señor Jesucristo fue obediente hasta la muerte a la voluntad de su Padre Celestial, en la noche en Getsemaní, Jesús pudo haber dicho no lo hago, no voy a la cruz, pero el dijo “Pero no se haga mi voluntad sino la tuya”

 

  1. Amor (Efesios 5:2) Que maravilloso es saber que nuestro Señor Jesucristo no fue entregado, sino que el mismo se entregó por nosotros, pero no se entrego por obligación, no se entrego por cumplir una profecía, sino que nos dice que se entregó a si mismo por amor a nosotros

 

  • Cada uno de nosotros debemos reflexionar y preguntarnos a nosotros mismos:

 

  1. ¿Tengo en mi vida ese mismo sentir de humildad que hubo en nuestro Señor Jesucristo?, ¿o hay soberbia y altanería en mi corazón? ¿Sera que me siento superior a las personas, será que veo con menosprecio a mi prójimo?

 

  1. ¿Tengo en mi vida ese mismo sentir de obediencia que hubo en nuestro Señor Jesucristo? ¿Estoy dispuesto a hacer la voluntad de Dios cueste lo que cueste asi como lo hizo Cristo en Getsemaní? ¿o será que estoy encaprichado en hacer mi voluntad, será que nos estoy dispuesto a doblegar mi voluntad a la voluntad del Señor?

 

  1. ¿Tengo en mi vida ese mismo sentir de amor que hubo en nuestro Señor Jesucristo? ¿Estoy dispuesto a entregar voluntariamente mi vida para servir al Señor? ¿estoy dispuesto a entregarme a mi mismo por amor para servir a mis prójimos? ¿O será que solo exijo ser amado, comprendido y servido?

 

Reflexionemos en nuestros caminos en esta Semana Santa.